“El principal incumplidor de la Ley de Medios es el Gobierno nacional”

Ley de Medios -Clarín

Ley de Medios -Clarín

LBF conversó con Martín Becerra, doctor en Comunicación, investigador de la Universidad de Quilmes, la UBA y el Conicet para saber hacia dónde navega la Ley de Servicios Audiovisuales que coronó la ruptura entre el Grupo Clarín y el Gobierno nacional.

Por Federico Millenaar e Ignacio Damonte. Ilustraciones: Groger Gutiérrez

LaBrokenFace ya puso en contexto y explicó el pasado reciente con este texto de Alan Ulacia. En esta entrevista un especialista en la materia evacúa las dudas más importantes de cara al futuro.

Martin Becerra tiene su opinión personal acerca del proceso que comenzó en 2009. Y su visión es una de las más buscadas por los medios para entender y comprender lo que viene.

En las últimas semanas el grupo Clarín finalmente presentó su plan de adecuación  luego que la Corte Suprema declarara constitucional la norma que regula y controla la concentración de medios en Argentina.

LBF entrevistó a Becerra para saber qué vendrá en materia de medios en nuestro país y cómo siguen adelante el Gobierno y Clarín luego de años de peleas.

<a href="http://www.youtube.com/watch?v=HB0kVgClhr0?hl=en"><img src="https://labrokenface.com/wp-content/plugins/images/play-tub.png" alt="Play" style="border:0px;" /></a>

Martín Becerra

Martin Becerra – Doctor en Comunicación

¿La Ley de Medios tiene peso propio para que no haya marcha atrás o todo depende de la voluntad política del próximo gobierno?

Yo diría que en la Argentina la aplicación de las leyes depende mucho del impulso que un gobierno realice para materializarlas. Pero las leyes, y ésta en particular, son derechos consagrados. Si en 2015 asume un gobierno que no estuviera interesado en aplicarla, también es cierto que ya estarán implícitos ciertos derechos consagrados que cualquier ciudadano u organización social va a invocar ante la Justicia para que se cumplan. Sin embargo, es cierto que la voluntad política incide mucho, como lo ha hecho en estos cuatro años. Desde que se aprobó, la voluntad política incidió mucho para que la ley no se cumpla efectivamente.

No veo que nadie que surja del espacio peronista, kirchnerista o poskirchnerista vaya a querer modificar la Ley de Medios porque para todos ellos tener una norma que no permita niveles tan enormes de concentración también es bueno.

¿Crees que algún candidato de los que se perfilan con posibilidades para el 2015, como Massa, Scioli o Macri, estaría dispuesto a mantener el enfrentamiento con el grupo Clarín?

No, seguro que no. Ninguno de eso tres, pero tampoco Urtubey, etc. No veo ni dentro del espacio kirchnerista, ni dentro de la oposición por derecha o centroizquierda, ninguna intención de confrontar con los grupos concentrados de medios. Ni con Clarín, ni con Vila Manzano o Telefe. En ese sentido, el gobierno de Cristina Fernández fue una excepción, no hay muchos antecedentes en la historia argentina de líderes políticos que confronten de manera tan directa con grupos de medios. Hay que remontarse al primer peronismo. Ningún candidato tiene este tema en agenda, lo cual me hace pensar que va a perder centralidad en las prioridades del Ejecutivo. Eso no hace que la ley se muera, porque va a seguir vigente. Tampoco creo que ninguno vaya a querer modificarla, tal vez excepto Macri. No veo que nadie que surja del espacio peronista, kirchnerista o poskirchnerista vaya a querer modificarla, porque para todos ellos tener una ley que no permita niveles tan enormes de concentración también es bueno. Les permite que la presión que ejercen los grandes grupos concentrados disminuya; eso es bueno desde el punto de vista pragmático, y estos líderes lo son. Es mejor no tener un poder fáctico que te condicione como lo hacía Clarín.

¿Se podría dar una judicialización al revés de la actual para que se aplique la ley?

No me sorprendería que eso ocurra. Ante un gobierno que no promueva la aplicación de la ley no me sorprendería que haya organizaciones sociales que vayan a la Justicia exigiendo que se cumplan artículos de la norma, que tampoco hasta ahora se han cumplido.

¿Qué impide que una vez divididos los grupos concentrados no actúen en forma cartelizada?

El resorte que tiene el Estado para evitarlo existe pero es débil. Es la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia. Como marca la ley de sociedades, esas futuras empresas no deben tener vinculación societaria, pero eso es sólo formal ya que en la práctica pueden reunirse en un bar y decidir operar en conjunto. La forma de evitarlo en la Argentina es muy débil porque el área de defensa de la competencia es una risa. Pensemos en la telefonía celular, por ejemplo. Las empresas son distintas, compiten en ciertos sentidos pero el precio de la telefonía celular está cartelizado y lo sabe todo el mundo. Y el Estado no hace nada. Debería haber tribunales de defensa de la competencia, pero nunca se implementaron, es una ley del año 1998 si no estoy equivocado.

¿Qué dice la Ley de Medios sobre la defensa de la competencia?

Lo que exige es que haya división societaria y lo que respecta a la operación cartelizada lo deriva a Defensa de la Competencia.

Me sorprende que el plan de adecuación de Clarín esté bien hecho porque hasta ahora su estrategia ha sido, como se demostró en la audiencia en la Corte, muy poco seria

¿Qué es lo que más te sorprendió del plan de adecuación de Clarín?

Me sorprendió que está muy bien armado. Muy bien fundamentado. El plan de Clarín es mucho más extenso, fundamentado, documentado que el de los grupos que se presentaron el año pasado. Me sorprende que esté bien hecho porque hasta ahora su estrategia ha sido, como se demostró en la audiencia en la Corte, muy poco seria. En segundo lugar me sorprendió la audacia para plantear una división en seis unidades porque ha sido un grupo muy conservador en su conducción coorporativa en los últimos tiempos. Es cierto que en el corto plazo pueden operar en conjunto pero a la larga van a ser empresas distintas y eso implica que el grupo Clarín ya no va a existir como lo conocimos. Tenés una unidad que es de señales de cable, otra donde está TN, y a la larga el gerente de programación de Metro va a tener que venderle sus productos a los anunciantes y en ese sentido va a terminar compitiendo con el gerente de programación de TN. No digo que en el corto plazo vaya a darse una enorme competencia, no soy tan cándido; pero es cierto que son empresas que tendrán acuerdos en algunas zonas y competencia en otras.

Hasta ahora la conducción del Martín Sabbatella al frente del Afsca ha sido muy propagandística, se ha preocupado mucho por hacer propaganda y no por hacer gestión

¿Leíste el informe de la Afsca que asegura que por la Ley de Medios ya se generaron 100 mil puestos de trabajo?

Si, lo leí. Es un informe de dos páginas. Hasta ahora la conducción del Martín Sabbatella al frente del Afsca ha sido muy propagandística, se ha preocupado mucho por hacer propaganda y no por hacer gestión. Ese panfleto lo leí como algo propagandístico porque en ese supuesto informe no hay ningún indicador ni fuente que permita al ciudadano documentarse más y poder evaluar si es cierto o no. Hasta ahora, lamentablemente, las informaciones que da Afsca han sido muy escasas en materia del cumplimiento de la ley.

Ley de Medios

Ley de Medios

La oposición de centroizquierda nunca supo explicar por qué dejó afuera de la Ley a las telefónicas

¿Por qué lo oposición de centro izquierda presionó para dejar afuera de la ley a las telefónicas y qué efectos tendrá?

Nunca nos supieron explicar por qué lo hicieron. Hablo en plural porque con varios colegas, profesores e investigadores de este tema, cuando se discutía la ley en el Congreso, nos reunimos con algunos diputados de Proyecto Sur o del Partido Socialista, y ellos no sabían explicarlo. Nos decían que creían que había un acuerdo de Néstor Kirchner para quedarse con Telecom Argentina, pero era una cosa muy hipotética. Posibilitar que las telefónicas ingresen al mercado de medios audiovisuales para ellos era una manera que tenía Kirchner de entrar en el mercado. El texto que había mandado el propio Ejecutivo, decía que una telefónica, por ejemplo Telecom, para participar del mercado de medios, tenía que desinvertir en telefonía. Entonces, tenían que cumplirse una cantidad de exigencias que desarmaban esa hipótesis. Los legisladores no decían que no la iban a cumplir, pensando que el gobierno tampoco cumple la disposición con Telefe que pertenece a una telefónica. Pero eso ya tiene que ver con el cumplimiento de la ley. Si el gobierno no cumple la ley y vos sos oposición lo que tenés que hacer es un planteo político y si no te dan pelota recurrir a la Justicia. Pero no hay que dejarlas afuera porque para las telefónicas eso es lo mejor que les puede pasar ya que al no estar reguladas tienen un montón de ventanas y resquicios por donde meterse en el sector audiovisual. Yo creo que ha sido un error estratégico.

Yo no soy kirchnerista, pero hay que reconocer que el gobierno de Cristina Fernández es el único sector político que ha tenido una política en la materia

¿A la larga puede fomentar una concentración aún mayor?

Si, efectivamente es así. Yo creo que las fuerzas de centroizquierda en Argentina hasta ahora no han tenido una política audiovisual. Yo no soy kirchnerista, pero hay que reconocer que el gobierno de Cristina Fernández es el único sector político que ha tenido una política en la materia. Puede ser una política que a mí me parece equivocada, que contraviene lo que dice la ley, pero es una política. Los sectores de centroizquierda no han tenido una política y sólo reaccionan. El gobierno propone y ellos se oponen.

Muchas veces se habla de que la torta publicitaria no alcanza para mantener un mercado desconcentrado

La torta publicitaria privada no alcanza para mantener a los medios que ya existen, ni hablemos de nuevos medios. Eso tiene que ver con el hecho de que la publicidad privada se concentra en los medios que tienen mayor audiencia, no tienen por propósito una distribución equitativa. Eso coloca a la publicidad estatal en un lugar privilegiado muy visible, que es el que hoy tiene. El Estado, en términos relativos, es el principal aportante  del sistema de medios. El gobierno nacional aporta el 10 por ciento de la torta publicitaria, después están los estados provinciales y municipales. Todo esto me hace pensar que es imprescindible discutir una ley nacional sobre publicidad oficial. También hay que diferenciar publicidad oficial por un lado, que debería ser un monto muy inferior y sólo pensada en relación a campañas de interés público, y ayudas a los medios por el otro. Esa primera parte de la publicidad oficial no debería distribuirse en arreglo a la cantidad de rating y además tiene que haber un monto mucho mayor de ayuda a los medios.

Como subsidios

Exactamente. Dado que el sistema de medios en Argentina no se sostienen con la torta publicitaria privada ni generan autofinanciamiento, y dado que esos medios son imprescindible para la convivencia democrática, el Estado tiene que estimularlos. Eso es lo que realiza de hecho a través de publicidad oficial. Los gobiernos confunden, y esto vale para Cristina Fernández como para Macri, Scioli, De la Sota, etc, las cosas porque no establecen un criterio universal para las ayudas. Sino caemos en un esquema muy patrimonialista donde el que está en el gobierno solamente premia a los que son amigos suyos y castiga a los que piensan distinto.

¿Cuál es tu opinión de que el Estado haya dejado que la ley esté prácticamente dormida durante cuatro años?

Si, el principal incumplidor de la ley en términos de la cantidad de artículos que tiene es el gobierno nacional. Paradójicamente, fue quien la impulsó y es el principal incumplidor. Ahí hay un problema de responsabilidad política del gobierno y también de las fuerzas de oposición que boicotearon la integración de los órganos de control y la aplicación de la ley. Como conclusión saco que la conducción del sistema político en la Argentina muy poco comprometida con la aplicación de la ley, que más allá de la consigna de la democratización no han sabido o no han querido dar pasos significativos para concretarla. Ahora Afsca renovó el directorio y es la primera vez que se va a integrar plenamente y la expectativa es que empiecen a intentar cumplir la ley. Yo soy conciente que la redacción de algunos artículos de la ley van a  ser difíciles de cumplir, aún cuando exista voluntad política. Quedará para el futuro que Afsca realice una evaluación de qué artículos son de difícil cumplimiento (por ejemplo la cuotas de producción en el interior del país), tendrá que informar a la comisión bicameral y los diputados y senadores deberán realizar mejoras a la ley.

Martín Becerra -Doctor en Comunicación

Martín Becerra -Doctor en Comunicación

El kirchnerismo toma como un triunfo la Ley pero podría tener efectos negativos para un gobierno que se maneja discrecionalmente

Si, la Corte cumplió bien su función  al definir el  “objetivo”. Los tres poderes del Estado coincidieron con una mirada que consiste en que no tiene que haber tanta concentración de medios pero, al mismo tiempo, que el Estado tiene que tener un trato justo con los distintos actores del sistema. No lo tiene, el Gobierno es discrecional. Lo es el gobierno nacional, lo son los gobierno provinciales y el municipal también. Para mí es una buena noticia que la Corte haya dicho eso porque habilita a dar más discusiones políticas y eventualmente judiciales sobre este tema si el Gobierno sigue sin respetar lo que la ley dice.

¿Cómo crees que va a ser la adaptación a la era digital?

Me imagino que se puede hacer una ley que sea complementaria a esta. Es muy difícil regular lo digital porque es un proceso en curso. El aspecto tecnológico pone en crisis las regulaciones en todo el mundo. Yo diría que va a ser necesario un aggiornamiento, una mejora o adecuación de algunos aspectos, y la ley lo prevé, tiene un artículo que dice que cada dos años deberían revisarse por razones de evolución tecnológica algunos de los criterios de la ley. Por ejemplo, establece como tope de cantidad de licencias en abierto en 10, pero con la digitalización pierde sentido poner 10 y sería mejor poner un porcentaje ya que se multiplica la cantidad de licencias. Una cosa son 10 cuando la cantidad total es 1000, aunque igualmente no sabemos cuántas son porque el Gobierno no ha hecho un plan técnico de frecuencias, que cuando son 50000, pierde valor relativo.

¿Cual fue a tu entender la razón del enfrentamiento entre el Gobierno y el Grupo Clarín?

Ambos dieron su versión, que difieren en muchos aspectos pero coinciden en que estaban negociando por el paquete accionario de Telecom Argentina. Después difiere en qué es lo que supuestamente pedía cada uno. Clarín dice que Kirchner quería,  a cambio de permitir que Clarín ingrese en el accionariado de Telecom, participación en el Grupo. Kirchner también lo acusa a Magnetto de haber vetado la candidatura de Cristina para las elecciones en 2007. Mi composición después de escuchar las dos versiones, y muchas versiones intermedias, es que estaban negociando por Telecom Argentina y además se agregó la llamada “crisis del campo”, donde la edición que Clarín fue haciendo fue cada vez más beligerante.

¿Porque tocaba intereses más cercanos al Grupo?

Si, pero en parte tocaba el malestar de la sociedad con el Gobierno. Y hay algo que yo creo que es cierto y es que Clarín, u otro medio masivo, no puede enemistarse mucho con su audiencia. Ustedes me podrán decir que además de recoger cierto descontento lo estaba dirigiendo, y puede ser cierto. También es cierto que el gobierno con el “que te pasa Clarín”, etc. impulsó el enfrentamiento. Es lo que la Escuela de Palo Alto llama pelea simetrizante, donde los contendientes van redoblando la apuesta hasta que termina en una crisis. Una ruptura tan grande como la que hubo no se da por una sola causa, es un fenómeno multicausal.

Esta es una ley que tolera límites moderados de concentración, pero no desconcentra todo

¿Con la aplicación efectiva de la ley se desmonopoliza el mercado de medios?

Yo no hablaría de monopolización porque lo que hay en los medios es concentración. Esta es una ley que tolera límites moderados de concentración, pero no desconcentra todo. Si la ley se cumpliera tendríamos grupos de comunicación importantes. En la unidad 1 del plan de adecuación de Clarín vas a tener el principal canal de aire de la Ciudad de Buenos Aires, la principal señal de noticias, 24 licencias de televisión por cable y las emisoras de radios más escuchadas. La ley tienen como objetivo la desconcentración pero permite una concentración moderada, de una escala importante que algunos grupos van a alcanzar, por ejemplo lo que quede de Clarín o del grupo Vila-Manzano, y otros aspirarán a llegar a eso. Pero no es una ley que atomice el sistema de medios.

Lee también:

LaBrokenFace

LaBrokenFace

Obtuvo su Doctorado de Periodismo en Crisis en la realidad (y un poco en la ficción). Actualmente trabaja en condiciones de sobre-explotación, para un grupo de periodistas renegados.
LaBrokenFace
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestmail

Publicado por .

Comentarios

4 Comentarios

en ““El principal incumplidor de la Ley de Medios es el Gobierno nacional”