Hay docentes y “docentes”

#LBF publica el comunicado de un colectivo de docentes que protagonizan un conflicto que se escapa de la lupa mediática.

Marcha Federal Educativa

Marcha Federal Educativa

En pleno conflicto por las paritarias en provincia y las universidades, hay conflictos todavía más específicos que escapan a la lupa mediática. Se preguntarán qué implica esto, porqué la palabra docentes lleva “ “ en el título. No, no es despectivo ni mucho menos. Existen situaciones particulares muy delicadas hacia el interior de las instituciones educativas que dependen de las Fuerzas Armadas. Los trabajadores de la educación de estas instituciones no negocian su sueldo en paritarias con los del resto del país, sino que, al depender del Ministerio de Defensa, poseen un régimen especial que los ha llevado a que en el día de hoy cobren hasta un 50% menos de lo que cobraría un docente, por ejemplo, de la Ciudad de Buenos Aires. Este conflicto ya tiene más de un año sin solución a la vista, en un contexto de altísimos niveles de inflación y costo de vida. Al no depender directamente del Ministerio de Educación tampoco su situación les dificulta encontrar posiciones ventajosas para la negociación de su salario.

Si pensaste que ser docente era duro y estaba mal pago, te invitamos a leer el siguiente comunicado que prepararon profesores y preceptores de la agrupación Docentes Organizados de las FFAA, para visibilizar el conflicto y la falta de conducción:

La situación de los docentes de instituciones educativas dependientes de las FFAA (liceos del interior del país, por ejemplo) en donde se brinda formación inicial, primaria y secundaria (no instrucción militar específicamente), básicamente se trata de desigualdad salarial con respecto al resto de los docentes estatales de todas las jurisdicciones. Esta injusta diferencia se fue incrementando con el correr de los años y la brecha fue paulatinamente haciéndose más pronunciada, hasta llegar hoy en día a percibir salarios significativamente inferiores a los que reciben los docentes estatales cuyos sueldos son abonados por el Ministerio de Educación (alrededor del 50% en el cargo testigo, de un docente que recién empieza), a diferencia de nosotros que nos los acredita el Ministerio de Defensa. En todos estos años, lo que sí se consiguió, aunque con bastante retraso, es que se nos comenzara a abonar, aunque con valores históricos (desfasados y deteriorados por los procesos inflacionarios), el FONID; este paliativo logro se obtuvo mediante negociaciones gremiales del sindicato PECIFA (Unión del Personal Civil de FFAA). Hoy en día lo cobramos cada tanto, y con cifras dispares según cada compañero; pero lo destacable es que el hecho de que lo cobremos, demuestra ante la ley que SOMOS DOCENTES, además de cumplir con idénticas tareas y formación que el resto de nuestros colegas de todas las escuelas de la patria. Si bien lo que exponemos aquí es cierto, no lo es menos el hecho de que tanto ese sindicato como ATE y UPCN, que ambos nuclean a trabajadores del Estado, como de hecho lo somos nosotros mientras que PECIFA es más específico; en todo este tiempo no han obtenido ningún avance en negociaciones con respecto a nuestra merecida y postergada EQUIPARACIÓN SALARIAL. Reconocemos que somos una minoría dentro de sus representados, ya que la mayoría de sus agremiados y afiliados son empleados públicos o en el caso de PECIFA, personal civil de las FFAA, pero NO SON DOCENTES. Se explica entonces la poca fuerza de la dedicación a resolver expeditivamente nuestro problema tanto como la desidia en plantear un necesario PLAN DE LUCHA, tomando las medidas que haya que tomar: paros, movilizaciones, difusión del conflicto, agitación, etc. Los docentes de la Defensa nos vemos en la necesidad de agremiarnos con OTROS DOCENTES, ya que las organizaciones sindicales citadas ut supra no han sabido representarnos, negociar, ni han luchado por nuestra reivindicación salarial en todo este tiempo. No han sabido o no han querido ponerse a la altura de los álgidos momentos de protesta docente que existieron concretamente este año y cuando hemos reclamado solo hemos recibido evasivas, ausencia de respuestas y bloqueos a los compañeros que criticaron sus nulas políticas o indagado por negociaciones que constan en una serie de reuniones y actas sucesivas en donde no se concreta nada y se pospone todo en futuras reuniones que también terminan en la nada y sin haber hecho un solo día de paro siquiera.

Por todo esto, simplemente y ni más ni menos, hemos decidido tomar el toro por las astas y, huérfanos de representación gremial/sindical, salimos a buscar alternativas con sindicatos docentes nacionales y empezar a visibilizar nuestra situación, ignorada e insospechada por los padres de nuestros estudiantes, quienes seguramente deben pensar que estamos mejor que los compañeros que luchan, protestan y se movilizan.

LaBrokenFace

LaBrokenFace

Obtuvo su Doctorado de Periodismo en Crisis en la realidad (y un poco en la ficción). Actualmente trabaja en condiciones de sobre-explotación, para un grupo de periodistas renegados.
LaBrokenFace
Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestmail

Publicado por .

Comentarios